Venezuela esta mejor que nunca por: Gonzalo Martín

Lo que ellos piensan... Noticias

 

El “ruido” comenzó con la visita de José Alejandro Tienda Ramírez, “youtuber” mexicano de turismo conocido como Alex Tienda.

El joven “influencer” en uno de sus varios videos sobre Venezuela, estando aún en el país colgó un video muy emotivo contemplando el Salto Ángel al pie de la caída de agua más alta del mundo.

El video se hizo viral, toda una sensación, muchos de los que no lo seguían en las RRSS comenzaron a hacerlo y se percataron que Tienda se dedicaba principalmente a hablar de las bondades de Venezuela, también hizo un recorrido por Petare y se llevó el mal sabor de la pobreza de allí, tanto así que ha hecho una campaña muy exitosa para recolectar dinero y así ayudar a la gente del barrio del oriente de Caracas y aún continúa en ese empeño, y le está yendo bien.

Pero las RRSS no pueden dejar de ser como son y le “cayeron con todo”, incluido el otro “youtuber” y humorista venezolano conocido como Javier Hala Madrid.

Fue un corto “rifi rafe” donde perdió el venezolano, pero muchos siguieron con su campaña.

Allí se puso de moda (otra vez) el Salto Angel, las RRSS se inundaron de odio y belleza.

“¿Cómo era posible que un sujeto dijera que en Venezuela era todo bonito y bello?” dijeron insistentemente por las redes.

“A Alex Tienda lo trajo el régimen para hacer una campaña que en Venezuela no pasa nada”.

“Que falta de empatía con el pueblo venezolano”.

Cosas como estas y hasta peores se leían en 280 caracteres.

“Dos locos de viaje” otros “influencers” viajeros se anotaron en la onda de las bellezas del Salto y Canaima. A esta joven pareja la dejaron un poco más tranquila.

Después llegó otro exitoso “youtuber” mexicano viajero, colega de Tienda, Luis Arturo Villar conocido como Luisito Comunica e hizo lo mismo, recorrió parte de Venezuela mientras iba narrando su experiencia, el joven mientras hacía su trabajo lo molestaban en las redes como a Tienda pero no tanto. Pues resulta que a Luisito se le ocurrió comprarse un pequeño apartamento en Lecheria, edo Anzoátegui; esto bastó para que casi lo crucificaran vivo, ya que por las RRSS lo sentenciaron de por vida y algunos medios virtuales dedicaron titulares con un “toque” de mala intención.

Entonces vino el oportunista y dijo: “Venezuela está mejor que nunca” como parte de su propia propaganda.

No Maduro, ¡NO!

El país no está mejor que jamás, el chavismo lo ha vuelto mierda, y a pesar de ustedes aún conserva gente hermosa y paisajes envidiables; asunto que no quiere decir que ustedes no estén empeñados en arrasar también.

El venezolano tiene hambre y necesidades, vive mal, basta con ver el salario mínimo y las protestas de maestros, médicos, profesores y jubilados.

Los niños mueren de mengua gracias al Estado en el Hospital J.M. de los Ríos. La gente sigue haciendo colas para combustible, no hay servicio eléctrico, agua potable es un milagro en todo el país y así la lista es larga, demasiado larga.

Solo hay que ver las mismas RRSS donde se ruega colaboración de cualquier tipo para personas que no llegan a tener lo mínimo para solucionar sus problemas de salud, trabajo y hasta pidiendo zapatos para enfermeras y maestros ya que no tienen con qué comprarlos.

O sea Maduro, al país lo tienen totalmente desbaratado dentro de sus cuatro puntos cardinales. Y ese ha sido el mejor trabajo que ha realizado el chavismo, destruir. Pero eso no significa que aún a pesar del “Arco Minero” y otras delicadezas de ese tipo Venezuela no tenga a la mejor gente del mundo y los mejores paisajes.

Si, y a pesar de ustedes… ¡Aún es así!.

El régimen ha pretendido utilizar a los “youtubers” y una incipiente recuperación económica del país para hacer anuncios irreales y fantasiosos, solo por propaganda.

La realidad de esta reactivación económica es obviamente gente que tiene un dinero represado en algún lugar y solo pueden movilizar hacia Venezuela so riesgo de ser congelado en el exterior, entonces al invertirlo en el país, por supuesto hay movilidad financiera (que ojalá continúe) es una manera de ver mucho de ese capital desaparecido de las arcas del Estado siendo devuelto al país, esto trae ciertamente recuperación económica, ojalá también que esta recuperación se vea pronto en producción nacional y manufactura, ya que hasta ahora ha sido principalmente en el comercio y eso no es suficiente, eso es una recuperación ficticia y frágil. Todo país necesita fabricar, desarrollar mercados y economías propias del estímulo de la necesidad. Mientras sea solo inversión para mover dinero es una “reactivación” ficticia.

Ojalá gracias a estos jóvenes viajeros comience a llegar mucho turismo.

Pero Venezuela no está bien, el país es un auténtico desastre y si existiese la posibilidad de una recuperación sólida, confiable y sostenida comenzará una mejor vida para los que aún deben comer de la basura, o de las remesas, o de los que deben hoy morir en los hospitales por el abandono del régimen chavista.

Desde estas líneas, les agradezco a todos los promotores de mi país, necesitamos vivir más que sobrevivir.

¡Allí les dejo eso!

 

Gonzalo Martín

TW / IG: @gmartin1961

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *