Jessi Chacón: protagonista del 27/11/92 por Gonzalo Martín

Lo que ellos piensan... Noticias

Acaba de pasar, muy por debajo de la mesa, la criminal conmemoración del vigésimo noveno aniversario de uno de los hechos más criminalmente cobardes conocidos en la historia contemporánea venezolana.

27 de noviembre 1992, gobierno de Carlos Andrés Pérez, nueve meses después del primer fracaso golpista de Hugo Chávez, de madrugada es tomado por asalto el canal estatal Venezolana de Televisión, la idea era transmitir un video pregrabado donde hablaban los cabecillas golpistas sobre el intento de ese golpe de Estado que se estaría llevando a cabo, ¡Pero no! Lo que transmitieron fue un video de Chavez preso incitando a la rebelión civil contra la Constitución; o sea, Hugo gracias a su ego, siempre hambriento de protagonismo, ordenó cambiar los planes y aparecer él leyendo el comunicado golpista desplazando a Gruber Odreman, Francisco Viscontí, Luis Reyes Reyes y a otros.

El video original fue luego transmitido después de varios intentos para poner a funcionar los equipos del canal, ya que el comando militar que tomó el edificio se había encargado previamente de dejar sin operadores técnicos a la televisora.

El encargado de esa misión fue el teniente Jessi Chacón Escamillo, un asesino de voz chillona y un tanto afeminada que ejecutó el asesinato de ocho empleados de la empresa estatal.

Chacón, es fiel representante del chavismo.

Actuó de madrugada tomando por asalto el canal de televisión, asesinó a inocentes y desarmados empleados que cumplían sus guardias, cambió el plan a escondidas de sus superiores, cuando se vio acorralado huyó y se escondió en un edificio cercano al canal (ya que eso de enfrentarse de igual a igual no es lo de ellos), estando cercado, dejó el traje de asesino y se vistió de obejita entregándose dócilmente; es que estos revolucionarios son todos así, actúan por sorpresa ya que es su única ventaja. Los verdaderos enfrentamientos no es lo de ellos.

Cabe recordar que Hugo se entregó en febrero 92 y en abril 2004, repito, estos de valientes son muy poco.

Volviendo a Jessi, es famosa su foto ya rendido acostado boca abajo en el piso con las manos detrás de su cabeza y una profunda mirada temerosa, mientras un fusil lo apunta.

Pero a Jessi, el cruel asesino del canal 8, se le respetaron todos los derechos, cuando se dió cuenta que así sería dejo de lado su actitud sumisa y asustada, y en el momento de su trasladado al vehículo que lo llevaría a la cárcel dijo frente a una cámara: “viva Chávez”, algo así como el “por ahora” de Hugo.

Hubo un juicio y fue condenado a 22 años de cárcel por el salvaje y cruel crimen múltiple que cometió contra indefensos.

Luego vino Caldera y ya sabemos…

El tipo en el 92 era un simple teniente, pero en el año 1996 se graduó de ingeniero de sistemas.

Cuando Chávez gana las elecciones, al teniente Chacón lo ponen en cargos importantes, lo encargan de CONATEL, ministro de Comunicaciones, presidió el cierre de RCTV, fue el encargado de comunicaciones del comando Maisanta, todos relacionados con el origen de su crimen… ¡las telecomunicaciones!

En el medio fue ministro de ciencia y tecnología y renunció a los nueve meses por la investigación a su hermano Arné Chacón por estar involucrado en irregularidades en la intervención de empresas por parte del régimen de Chávez. O sea, la cosa viene de familia.

En año 2013, cuando la “raya” de su hermano había pasado, vino Maduro y lo convierte en ministro, esta vez de energía eléctrica, estando en ese cargo se ha llevado uno de los robos más grandes a la nación que fue el tema de la emergencia eléctrica y la adquisición de equipos para regularizar el servicio de suministro a nivel nacional, y ya ustedes saben lo que pasó. Hoy Venezuela sin fluido eléctrico y los bolichicos disfrutando de inmensas fortunas.

En el año 2015, pasa a una especie de retiro, retiro preferido por los chavistas cuando ya consideran que han hecho suficiente (daño) por la revolución. Maduro le encomienda la embajada de Venezuela en Austria, por supuesto eso le da inmunidad diplomática para cualquier eventualidad, aún comtinua en ese cargo.

Es así que Jessi Chacón es el perfecto perfil del chavista: oportunista, asesino y cobarde, en ese orden.

¡Los hechos están allí!

Antes de cerrar estas líneas, al momento de escribirlas vaya mi admiración y respeto por el pueblo de Barinas, están dando la lucha por defender su derecho democrático al voto, por defender su voluntad frente a lo obvio, el intento de robarles su decisión por parte del chavismo (ya sabemos que si Argenis Chávez hubiese ganado no se habrían “perdido” actas).

Mis respetos a Freddy Superlano que está dando la cara y al frente en esa lucha.

Allí les dejo eso!

 

Gonzalo Martín 

IG / TW: @gmartin1961 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *